null Buenas prácticas

Buenas prácticas

Las reflexiones de los socios de los proyectos Sudeau y Sud’eau 2 han llevado a considerar buenas prácticas a aquellas experiencias que se ajustan a los siguientes principios, inspirados en los postulados fundamentales de la Directiva Marco del Agua europea:

 

La Directiva Marco del Agua (DMA) impone a los Estados miembros de la Unión Europea la elaboración de planes de gestión de cuenca, con una participación activa de los ciudadanos, como paso previo a la toma de decisiones por las autoridades competentes. La DMA define este proceso de participación ciudadana como uno de los ejes fundamentales de su implementación.

La consecución (o preservación) del buen estado de las aguas, objetivo de la DMA, apunta a un desarrollo sostenible de las actividades humanas dependientes de los recursos hídricos. El "buen estado" de las aguas se define como las condiciones que permitan el buen funcionamiento del curso de agua para el mantenimiento sostenible de los sistemas ecológicos y de los beneficios para los usos: regulación de inundaciones, autodepuración, producción de agua potable, y usos sociales (baño, paseo,…).

Vista previa